Las crisis

Dicen que cuando el hambre entra por la puerta, el amor salta por la ventana.
En mi experiencia, este dicho es totalmente verdad.

Me imagino que hay parejas que sobreviven a muchas vicisitudes del ámbito económico.
Me imagino que son parejas consolidadas y con una visión de futuro común.
Me imagino que son personas maduras que saben que tienen que apoyarse mutuamente, tanto en las duras como en las maduras.

Por lo pronto, yo he visto cómo las crisis económicas han acabado afectando a mis relaciones personales.

No sé hasta qué punto fue mi culpa, culpa de la otra persona o si ambos fuimos víctimas de las circunstancias.

Lo que sé es que el corazón duele cuando se cierne sobre uno el miedo generado por el dinero (por su posible falta).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s