México en crisis

Recientemente he estado en México y he podido comprobar que el país está sumido en una importante crisis.

Me impactó ver cómo muchas construcciones se habían quedado a medias, abandonadas y en ruinas.

El desempleo también es una preocupación para miles (¿millones?) de personas y negocios de todo tipo se ven abocados al cierre por la falta de clientes.

Los restaurantes en zonas populares del país están vacíos y los hoteles ofrecen sus servicios a precios de saldo. (Si alguien está pensando ir a México, ahora es un buen momento, por lo barato que resulta hacerlo desde España).

Esto lleva a muchas personas -sobre todo jóvenes- a pensar en salir del país y buscar las oportunidades de desarrollo que el país no les ofrece.

Y como telón de fondo se encuentra el tremendo problema del narcotráfico.

Normalmente no tengo una visión catastrofista de las cosas. Siempre procuro ver el lado amable de las cosas.

Sin embargo, en esta ocasión me costó encontrar cosas que me alentaran.

He invertido y seguiré destinando dinero a algunas iniciativas que tengo en México, pero es evidente que las cosas se quedarán paralizadas por un tiempo.

Esta crisis ha servido para ilustrar varias cosas:

  1. Que el gobierno no ha aprovechado la época de bonanza para haber impulsado un modelo económico alternativo
  2. Que los gobernantes no tienen idea de qué hacer sin dinero en las arcas públicas y que les tiembla el pulso cuando se trata de aumentar impuestos
  3. Que la iniciativa privada tiene sus limitaciones para influir en la economía sino cuenta con políticas públicas que promuevan las iniciativas empresariales
  4. Que la evasión de impuestos y la enorme corrupción ahogan a los actuales negocios y limitan las posibles nuevas empresas
  5. Que la informalidad crece al mismo tiempo que aumenta el desempleo formal

Francamente, la situación no resulta nada halagüeña.

Tras 9 años de gobiernos panistas, la situación no ha cambiado demasiado, incluso hay quien dice que ha empeorado.

A mí me parece que el proyecto continuista de Fox y de Calderón ha demostrado sus limitaciones en el momento en el que el ciclo económico ha cambiado.

Por desgracia, se ha perdido casi una década de relativa bonanza para realizar cambios estructurales que tanta falta le hacen al país.

Pero lo peor -para mí- es comprobar que no ha sido sólo el gobierno federal, sino todos los gobernantes, independientemente del partido del que vengan, quienes no han realizado ningún cambio para bien para el país.

No me importaría saber que reciben unos sueldos altísimos si supiera que son gestores eficaces.

Me daría igual que compraran coches último modelo con dinero del erario si al mismo tiempo se encargaran de que todas las calles estuvieran asfaltadas y fueran más seguras.

Le quitaría toda importancia al hecho de que usan recursos públicos para usos personales si tuvieran un programa de país con una visión estratégica y de largo plazo.

Incluso aplaudiría la realización de obras faraónicas -como viaductos y puentes- si supiera que todos los servicios que se prestan son eficaces y a un precio razonable.

Pero ninguno de estos supuestos se da en nuestro país.

Al estar en México uno puede acostumbrarse a todo esto, pero con una mirada externa como la mía, hay cosas que se me hacen insoportables.

México no merece esta crisis, no merece estos gobernantes ineptos, corruptos y trogloditas.

México no merece que miles de jóvenes productivos y emprendedores nos veamos abocados al destierro por el simple hecho de no encontrar oportunidades en el país en el que nacimos.

México no merece que tengamos que vivir preocupados por la inseguridad, por el narcotráfico, ¡¡por la propia policía!!

…..

Lo que quisiera para México es que surgiera una generación de gente capaz, comprometida con el país, que pudiera ponerlo en el sitio que le corresponde.

Tenía la esperanza de que el cambio contribuiría a que esto sucediera, pero, por desgracia, no lo estoy viendo.

3 comentarios sobre “México en crisis

  1. pues desafortunadamente lo gobernantes no miran, por los mexicanos q esta en el pais, pero lo q es peor q tampoco miran por lo s q estamos fuera q yo no puedo creerme q seamos los ultimos en todo, requieres una acta de ncimiento hay q pedirla al pais de origen, ademas de apechugar con el coste q eso supone, tardan mucho en hacer las gestiones… cuando el resto de latinoamericanos la solicitan en el consulado del pais donde residen, y asi para todo ademas las cosas q te pueden dar en tu consulado te las venden a precio de oro, imaginaros q por un certificado de solteria te cobren 1000 pesos, me pregunto yo es q nos cobran como si fuesemos ricos, y por si fuera poco no existen las convalidaciones de carnet de conducir, toca pagar como si fueses de cero lo cual supone un desembolso increible, me pregunto yo no podrian hacer algo estos representantes q tenemos? q para eso les han puesto ahi para servir a los mexicanos da igual si viven o no en mexico. no os parece justo q muevan hilos…??

  2. Se pensaba que la llegada de un nuevo partido podría arreglar algunas cosas, pero no ha sido así.
    Desde mi punto de vista, las cosas no han mejorado, sino, al revés, algunas han empeorado.
    Son tantas y tantas cosas, pero a veces es difícil mantener la esperanza.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s